Cada mes de mayo se celebra en Gáldar una exaltación de las costumbres y tradiciones de Canarias

Es la traída del ganado desde el Cortijo de El Galeote para su trasquila y posterior ordeño, es uno de los momentos más esperados de esta jornada. De esas ovejas sale el actual mejor queso de Canarias.

Cristóbal Moreno Díaz y Benedicta Ojeda Almeida, del Cortijo de Caideros, son un matrimonio de pastores que viven y trabajan desde hace 20 años en el Cortijo de Caideros, en Gáldar, adonde la familia de él llegó hace más de 85 años. Ambos proceden de familias de agricultores y ganaderos, de Gáldar y Artenara la de Cristóbal, y de Guía (de los pagos de Verdejo y El Paso de María Los Santos) la de Benedicta. Este matrimonio es, además, uno de los pocos trashumantes que quedan en Canarias. Desde enero hasta mediados de abril estuvieron con su ganado en la zona de Tres Palmas y Mondragones (Guía), desde donde regresaron a mediados de abril a su Cortijo para partir en verano hacia Ayacata y Tejeda.

Hijos ambos de familia numerosa, sólo ellos cogieron el testigo de sus abuelos y sus padres y siguieron con la tradición familiar: vivir de la tierra y del cuidado de los animales.

Cristóbal es hijo y nieto de pastores y recuerda que sus abuelos maternos estuvieron en los Cortijos de Pajonales y Guardaya en las décadas de los 40 a los 60 del pasado siglo «eran de los mejores cortijos de la isla porque había mucho agua y mucho ganado».

Su abuelo paterno, su padre y sus tíos han sido todos trashumantes «y nosotros somos trashumantes de verano, a San Bartolomé y Tejeda y a Ayacata y el Roque Nublo», señala.