China, primer mercado mundial analizado desde el OeMv con datos a cierre de 2016, aumentó sus importaciones un 15% en volumen y un 22,6% en valor.

Se distancia como primer mercado asiático y ya es el cuarto inversor mundial, por detrás de Estados Unidos, Reino Unido y Alemania. El vino envasado protagonizó esta subida y ya representa el 75,5% del volumen y casi el 93% del gasto total, con España ganando cuota en esta categoría al crecer por encima del 30% en un año récord para nuestros vinos en el gigante asiático. Francia es el primer proveedor de forma clara, en un gran 2016 para los vinos australianos. Por el contrario, Japón redujo sus importaciones un 4% en volumen y un 9% en valor. En este caso, el vino envasado lideró la caída global, con descenso de la mayoría de principales proveedores.

Japón mantuvo estable el volumen importado de vino español aunque gastó un 10% menos, en un mercado liderado por Francia en valor y por Chile en volumen.

Lejos de los anteriores, Corea del Sur realizó sus mayores importaciones hasta la fecha, aunque sin grandes subidas respecto a 2015. España cerró el año como principal proveedor en volumen por primera vez, superando a Chile. Sin embargo, es el quinto vendedor en valor al registrar un precio por debajo de sus competidores, por la mayor importancia del granel, unido a unos precios inferiores al resto en envasados.

wineinmoderation_940x125movimiento_vino_banner